logo

Atrayendo la vida soñada, la historia de Eckhart Tolle

feat_img_eckharttolleNació en Lünen, Alemania, el 16 de febrero de 1948. Hasta sus 13 años de edad vivió con ambos padres, pero debido a muchos conflictos que presentaban terminaron separándose. Se dice entonces que tuvo una niñez triste. Además de la situación de su hogar cuenta que una vez, mientras jugaba en los lugares destruidos como consecuencia de la segunda guerra mundial se sintió deprimido por la experiencia del país. Desde los 13 hasta los 19 años estuvo viviendo con su padre en Alicante (España), quien no lo inscribió en la escuela oficial, así que Tolle estudió literatura, astronomía e idiomas desde su casa. Comenta que su padre solia bromear con su nueva condición, decía: “Soy alicantino, borracho y fino”.

A sus 19 años, Tolle se fue a vivir a Inglaterra y en el transcurso de los tres años siguientes enseñó alemán y español a empresarios con el fin de financiar su estadía allí. Experimentaba ansiedad, depresión y miedo. Como parte de su proceso de búsqueda de respuestas a sus preguntas, a sus 22 años decidió ingresar a la Universidad de Londres para estudiar filosofía, psicología y literatura. Antes de esto, tuvo que asistir a la escuela nocturna como requisito de admisión para los estudios superiores y lo consiguió gracias a su determinación y perseverancia. Luego de graduarse, ganó una beca para hacer una investigación en la Universidad de Cambridge a nivel de postgrado. A pesar de todo marchar bien en sus estudios, continuaba sintiendo momentos de depresión suicida recreando en su mente un pasado poco gratificante y un futuro aterrador.

Hasta que un día, a sus 29 años de edad tuvo una experiencia muy especial que lo impulsaría a iniciar un profundo cambio en su vida de allí en adelante. La experiencia fue la siguiente:

Se despertó una madrugada sintiendo terror y aunque otras veces ya lo había vivido, esta vez era mucho más intenso. Sentía rabia hacia el mundo e incluso hacia su propia existencia. No encontraba sentido a continuar viviendo con su desdicha y por tanto, llegó a desear no continuar viviendo. Con frecuencia se repetía mentalmente: “No puedo seguir viviendo conmigo mismo”. Así que de repente, tomó consciencia de manera específica de lo que estaba pensando y analizó lo siguiente: “Si no puedo continuar viviendo conmigo mismo, deben haber dos, el yo y el mí mismo con el que no puedo vivir… tal vez, uno de los dos es real”. En este extraño razonamiento su mente se detuvo y se enfocó.  Luego se sintió arrastrado por una energía que lo llevó a moverse de forma lenta y después de forma rápida, entonces su cuerpo empezó a temblar de miedo. Escuchó las palabras: “No te resistas a nada” como si emergieran desde su interior. En esos instantes, sentía como si cayera a un vacío que había dentro de sí mismo. De repente, perdió el miedo y se dejó caer en aquel vacío.

Después, lo despertó el dulce canto de un pájaro y sin abrir aún los ojos vio la imagen de un diamante precioso. Cuando al fin los abrió vio la luz del amanecer y mediante esta luz alcanzó a percibir el amor mismo. Sus ojos se humedecieron de lágrimas, se levantó y caminó por la habitación. Se sentía como si acabara de nacer. Empezó a observar detenida y vívidamente los objetos. Ese día caminó por la ciudad con gran asombro por el milagro que significaba la vida, todo le pareció pacífico, incluso el tráfico. En los siguientes cinco meses vivió en un profundo estado de encanto y paz interior. Luego le pareció menos intenso ese estado probablemente porque se estaba acostumbrando a este. Aunque era consciente de que algo sumamente significativo le había ocurrido, no lo entendía aún. De allí en adelante se dedicó a comprender a mayor profundidad lo que había comenzado a experimentar.

Fue solo años más tarde, después de haberse instruido en temas espirituales que comprendió que el intenso sufrimiento de esa noche debió haber forzado a su consciencia a dejar de identificarse con ese ser desdichado y temeroso creado por su mente para quedar solo su verdadera esencia, Tolle lo define así: “El eterno presente que Yo soy: la consciencia en su estado puro, anterior a la identificación con la forma”. Más adelante aprendió también a ingresar en ese mundo interior, sin tiempo y sin final estando plenamente consciente de maneras cada vez más asombrosas y profundas. El sentimiento de paz continuó ante cualquier situación.

Tolle dejó sus estudios de postgrado y durante cerca de dos años se la pasó en la calle, permaneciendo gran parte del tiempo sentado en la Plaza Rusell de Londres en un estado de felicidad profunda, simplemente viendo pasar el mundo. En ocasiones se hospedaba en un monasterio budista, o dormía a la intemperie en Hampstead Heath. Sus familiares lo llegaron a tildar de “irresponsable” y “loco”.

Luego, algunos que habían estudiado en Cambridge y otras personas se le acercaban para pedirle que les ayudaran a conseguir esa felicidad que él ya había conseguido y Tolle les respondía: “Usted ya la tiene. Sólo que no puede sentirla porque su mente hace demasiado ruido”. Así pues, comenzó a trabajar como orientador espiritual durante 5 años y se fue a vivir a Glastonbury, a 3 horas de Londres.

En 1995, cuando contaba con 47 años de edad se trasladó a Vancouver (Canadá), donde conoció a su futura esposa Kim Eng.

En 1997 publicó por primera vez su libro “El poder del ahora”. Al comienzo, únicamente se imprimieron 3000 copias en la primera edición. Tolle personalmente entregaba algunas copias cada semana en algunas pequeñas librerías de la ciudad y sus amigos le ayudaban llevando copias del libro a los lugares más lejanos de venta de libros espirituales. En el año 2000 llegó a manos de la reconocida presentadora de televisión Oprah Winfrey quien lo recomendó en su revista y al cabo de poco tiempo, era uno de los libros más vendidos según el New York Times. En el 2008 ya había sido traducido del inglés a 33 idiomas.

En el año 2005, Tolle publicó “Una nueva Tierra”, que ha figurado entre los más vendidos en New York Times 46 veces. Un mes después de que Oprah anunciara el libro se vendieron 3,5 millones de copias.

Tolle se asoció con Oprah para realizar seminarios por Internet, los cuales incluían meditaciones y preguntas del público a través de Skype. El tercer seminario atrajo a más de 11 millones de espectadores.

En la actualidad, Eckhart Tolle dicta conferencias y talleres en inglés y en algunas ocasiones en alemán o español. Asimismo, se dedica a viajar para esa labor de enseñar y orientar a las personas hacia su crecimiento interior.

Cabe decir de que él no hace parte de ninguna religión en particular, sin embargo se identifica con las creencias de Jiddu Krishnamurti y Ramana Maharshi. Su pensamiento también ha sido influenciado por Meister Eckhart, Advaita Vedanta, Rumi, así como por el budismo zen y las enseñanzas de Jesús de Nazareth.

Eckhart Tolle invita a la gente a despojarse del peso del pasado y de los espejismos del futuro. Anima a las personas a que se liberen de ese 90% de pensamientos que no son sino “ruido” por ser repetitivo, innecesario e infructuoso.

Las enseñanzas de Tolle se enfocan en un despertar espiritual en el que se necesita trascender el estado de conciencia basado en el ego. Esto es esencial no sólo para lograr la felicidad personal sino también para que se acabe la violencia en el mundo. Sus enseñanzas han sido de mucha ayuda a una innumerable cantidad de personas para encontrar paz y seguir realizándose plenamente.

En síntesis, basándonos en la historia de vida de Eckhart Toll encontramos a un ser que vivió en su infancia y adolescencia experiencias difíciles bajo un contexto político, social y familiar principalmente negativo, lo que lo llevó a una crisis existencial, desembocando en estados depresivos. No obstante, para salir adelante empleó sus recursos internos como: La perseverancia, el interés por el aprendizaje, la recursividad para obtener ingresos, su receptividad y sensibilidad a la experiencia que tuvo aquella vez a sus 29 años, la decisión de estar en espacios que más lo contactaran con la vida misma, contemplando lo que le rodeaba (pese a las críticas familiares) y sus alianzas comerciales creadas con amigos y con alguien muy influyente en los medios de comunicación. Gracias a estos recursos personales logró una masiva y grandiosa difusión de sus enseñanzas, afianzando su misión en la vida. Asimismo, el hecho de abrirse paso a una transformación en su vida a partir del desarrollo de nuevas formas de pensar, fue lo que le permitió ir atrayendo él éxito a su vida.

(Visited 4.131 times, 3 visits today)
Compártelo en tus redes sociales

Acerca del autor

Comentarios

  • mayra pedrosa Publicado 12 horas ago

    Excelente! Me gustaria saber que es recursividad de ingresos, busque la definicion, pero es muy complicada. Gracias y muy interesante.

    Respuesta

Deja un comentario

© 2019-Aumentandomiautoestima. Todo los derechos reservados